MI 2018

Acaba 2018.
Y como cada fin de año, toca hacer balance del año.


Este 2018 ha sido un año bueno, después de dos años a medio gas, combatiendo y dedicada a superar una enfermedad, 2018 empezó con muchos buenos deseos , el principal, VIVIR.

Y eso es lo que he estado haciendo...

ENERO
Empezó el año, con obras en casa. Celebramos el cumpleaños de Nadia, por todo lo alto. Hice una visita a Valencia, con un tiempo magnifico y días de playa!




FEBRERO
Hubo una escapada a Barcelona, celebración del carnaval, excursiones de invierno, con mucha nieve y raqueteo, y por supuesto celebré tres veces mi 38 cumpleaños!!

MARZO
Volvimos a Valencia, a las fallas, con mascleta desde el Ateneo y una paella de primavera de chuparse los dedos. Hubo paso por quirofano, con buen resultado.

ABRIL
Mes de mucho estudio y con la Carrera de La Mujer.

MAYO
Termine varios cursos que tenía entre mano. Y hubo tiempo para varias escapadas, a ver viñedos y celebramos una comida entre amigos con barbacoa incluida.
JUNIO
Empecé a trabajar después de dos años, y comenzó la temporada piscinera. La escapada del mes fue a Bilbao, una escapada de lo más aprovechada y divertida.


JULIO
Siguio la ruta de las piscinas, hicimos una paellada con los compañeros del trabajo y volvió el Encuentro d amigas en el Festival del Vino del Somontano.

AGOSTO
Mes de fiestas varias y vacaciones: volví a Valencia para encontrarme con un amigo que llevaba 15 años sin ver, fueron las fiestas de Radiquero, con sus verbenas y su Ronda, y lo mejor, las vacaciones en Villa Mariki, con muchas risas y mucha diversión.

SEPTIEMBRE
El mes del Camino de Santiago, hicimos con mi hermana, el tramo desde Roncesvalles hasta Burgos. Al volver a casa, justo empezaron las fiestas de mi pueblo, San Mateo. Y acabé el mes recuperándome de tanto movimiento.

OCTUBRE
Seguí con mis cursos, que esta  vez me llevaron hasta Teruel. Hubo celebraciones varias: Baby Shower de Lena, cumpleaños de Rosa y Santi, celebraciones de Halloween en familia y con amigos.

NOVIEMBRE
Coincidió una nueva tanda de rehabilitación para el linfadema de mi brazo, con unos dolores de morirme, que finalmente me llevaron a quirófano de urgencia.
Noviembre ha sido un mes malo.
DICIEMBRE
La primera parte paso sin pena ni gloria, esperando resultados y recuperándome .
El 18 me dieron los resultados, los mejores resultados posible.
La segunda parte del mes, ha sido mucho mejor, con la excursión familiar navideña y muchas celebraciones.




Como veis ha sido un año de lo más completo, y que me ha traido muchos retos.
Como siempre, lo mejor, estar aquí.
Después de dos años de inactividad y de estar enferma 24/7 , este año ha sido un soplo de aire, un revivir, un volver a ser yo.

Termino el año, feliz (a pesar de el susto final) y con muchísimas ganas de vivir el 2019!!

UN MILLÓN DE BESOS

Entradas populares